20 abril, 2021

El exceso de estrés y los cambios hormonales son algunos de sus causantes

Por: Weekend / Foto: Archivo /  

El insomnio es uno de los trastornos del sueño más comunes y afecta a una de cada cuatro mujeres, quienes batallan para conciliar el sueño, se despiertan demasiado temprano o no sienten que descansaron lo suficiente después de dormir.

Lo anterior sucede por lo menos tres noches a la semana en un lapso de tres meses y algunas veces llega a convertirse en crónico, al grado de afectar la capacidad de realizar actividades diarias como trabajar.

Algunas causas del insomnio son el exceso de estrés, depresión, trabajar de noche, viajar largas distancias con cambios de horario o tener afecciones médicas, como la apnea del sueño, asma y fibromialgia (dolor muscular crónico).

El insomnio se clasifica en dos tipos:

Primario: tu médico puede diagnosticar tu incapacidad para dormir como insomnio primario luego de descartar otras afecciones médicas; este puede durar toda la vida u ocurrir por cambios en tu rutina durante un viaje o sucesos estresantes.

Secundario: es causado por o sucede junto a otras afecciones de salud o como un efecto secundario de medicamentos recetados. Puede ser agudo (a corto plazo) o crónico (a largo plazo).

¿Por qué las mujeres lo padecen más?

La respuesta es sencilla y se debe a que experimentan cambios hormonales únicos, entre ellos el ciclo menstrual, especialmente en los días anteriores al periodo.

Durante el embarazo también es común su presencia, sobre todo en el tercer trimestre, cuando suelen despertarse más seguido por la incomodidad, los calambres en las piernas o la necesidad de ir al baño.

Y por último, la perimenopausia y menopausia, cuando los sofocos y sudores nocturnos pueden interrumpir el sueño.

Tratamientos

• Si tu insomnio es causado por un cambio a corto plazo en el horario que te duermes y te despiertas, como ocurre con el desfase horario al viajar, es probable que tu sueño vuelva a la normalidad solo.

• El insomnio crónico o a largo plazo se puede tratar con medidas que puedes tomar en el hogar para dormir mejor, terapia conductual cognitiva y medicamentos recetados.

• Cuando el insomnio es un síntoma o efecto secundario de otro problema de salud, es posible que tu médico recomiende tratarlo al mismo tiempo. El insomnio secundario suele desaparecer solo.

4 consejos para dormir mejor

1. Intenta acostarte a la misma hora todas las noches o cuando te sientas cansada.

2. Trata de levantarte todos los días a la misma hora, sin importar qué tan bien hayas dormido.

3. No duermas siestas de más de 30 minutos o entre las 3 p.m. y la hora de acostarte.

4. Pasa tiempo al aire libre todos los días por al menos 15 a 20 minutos. La luz natural te ayudará a obtener un patrón natural de sueño.

Referencia: www.womenshealth.gov

Show Full Content
Previous ‘1917’, apantallante estreno
Next Combate la colitis nerviosa

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Whatsup

Close

NEXT STORY

Close

Muere la actriz María Rubio

1 marzo, 2018
Close